“El principal obstáculo para las empresas en Venezuela es el entorno macroeconómico”

- Publicidad -

Una encuesta elaborada por el Instituto de Estudios Superiores de Administración (IESA), en conjunto con el Banco Interamericano de Desarrollo, asegura que el principal obstáculo para las empresas en Venezuela es el entorno macroeconómico y la falta de políticas públicas que permitan corregir el rumbo de la economía.

Los detalles del referido estudio fueron ofrecidos por el economista e investigador Richard Obuchi en el marco de un foro realizado por la Cámara de Empresas de Servicios de Telecomunicaciones (Casetel), el cual fue denominado “La empresa venezolana, situación actual, desafíos y oportunidades”.

- Publicidad -

“La encuesta empresarial es un proyecto que lleva a cabo el Banco Mundial desde hace más de 20 años. Se ha llevado a cabo en 149 países, se han realizado 169 mil entrevistas a empresas, se hace cada dos o tres años en la mayor parte del mundo y es una encuesta que, a diferencia de las que típicamente hacen las autoridades económicas y políticas que miden únicamente el desempeño de la coyuntura, se enfoca en aspectos estructurales de las empresas, del ambiente de negocios, financiamiento, infraestructura, entre otros elementos”, explicó.

Detalló que los principales problemas que atraviesan las empresas venezolanas, además del entorno macroeconómico, son la inestabilidad política, la crisis de servicios públicos y el incremento de la inseguridad y la criminalidad.

“En este sentido, podemos hacer una comparación y es que en el año 2010 el principal problema que tenían las empresas venezolanas era la inseguridad y la criminalidad. En segundo lugar, estaba la inestabilidad política y, en tercer lugar, los servicios públicos. Para 2020 el principal problema es otro y cuando vemos que está pasando en la región andina o en países con un PIB similar al de Venezuela, nos encontramos que la principal preocupación son las prácticas del sector informal, seguido por los impuestos y, por último, mencionan a la inestabilidad política”, detalló.

En cuanto los servicios públicos, Obushi señaló que una empresa en Venezuela registra entre 10 u 12 fallas de Internet al mes, 10 fallas del servicio de electricidad, seis fallas del servicio de agua y seis fallas del servicio de telefonía celular.

“Estos se traduce en pérdidas en las ventas y los empresarios se han visto en la obligación de aplicar soluciones privadas ante los problemas de los servicios públicos. En Venezuela, 85% de las empresas tienen problemas con la electricidad y 50% con el agua. Por eso, los empresarios tuvieron que comprar plantas eléctricas y así mantener sus niveles de producción. En 2010, solo l 10% de las empresas tenían plantas eléctricas, para finales del 2020 50% de las empresas tienen plantas generadoras”, dijo.

La ausencia de un sistema financiero robusto, que permita la solicitud de créditos y líneas de financiamiento, es otro de los problemas que padece el sector privado venezolano, ya que el estudio revela que solo 20% del total de las empresas encuestadas tienen acceso a préstamos bancarios o líneas de crédito.

“Cuando hablamos de los países andinos, 60% de las empresas tienen acceso a préstamos y líneas de crédito. El nivel de préstamos rechazados en Venezuela es de lejos el más alto, si se hace una comparación con otros países del continente. Es decir que 15% de las empresas en el país nos han dicho que les han rechazado la solicitud de crédito y en otros países el porcentaje es de 3% o 4%”, alertó Obushi.

Señaló que 50% de las empresas nacionales aseguraron que no han pedido créditos al sistema bancario y la principal causa para no hacerlo está relacionado con los montos y el vencimiento de los préstamos.

“Una vez más está el deterioro del funcionamiento de las políticas públicas ante la enorme restricción que está enfrentando el sistema financiero, producto de las condiciones de hiperinflación. De paso, esta política monetaria bien peculiar del gobierno nacional, que pasa por la restricción absoluta del crédito, está generando unas condiciones que dificultan tremendamente la forma de operar de las empresas”, expresó.

Delincuencia, remuneración y escasez de personal

El también director de la empresa consultora ODH mencionó que las empresas venezolanas afrontan problemas como “la incidencia de sobornos y el vandalismo”.

“En 2006, cuando uno le preguntaba sobre el funcionamiento institucional, explicaban que solo 3% de las transacciones públicas en las cuales participaban se solicitaba algún tipo de regalo. En 2010, ese porcentaje aumentó a 5%; pero en 2019-2020, 40% de las transacciones indicaban que les han solicitado algún tipo de regalo, lo cual nos habla de una magnitud del problema totalmente diferente”, puntualizó.

Añadió que alrededor de 50% de las empresas han reportado vandalismo y robos. En otros países del continente, esta cifra no llega ni siquiera a la mitad.

Con respecto al tema salarial, el sector privado venezolano paga a sus colaboradores una remuneración superior, que oscila entre los 40 y 50 dólares en los escalafones más bajos, unos 150 a 180$ dólares en los niveles medios con estudios superiores y los altos ejecutivos devengan un salario entre los 500 y 1.000 dólares. “Son muy pocas las empresas que pagan más de 1.000 dólares a sus directivos o ejecutivos mensualmente”, afirmó.

Debido a la migración de aproximadamente 5 millones de venezolanos, las empresas también padecen la escasez de recurso humanos. Sin embargo, los que decidieron quedarse en el país cuentan con muy buena preparación, pero los salarios siguen siendo relativamente bajos con respecto a los sueldos mínimos de otros países de la región.

Materias primas importadas

Richard Obushi indicó que un fenómeno que actualmente se presenta en Venezuela es que alrededor del 65% de las empresas trabajan con insumos y materias primas importadas, siendo el sector comercial el que mayor beneficio le saca a la flexibilización de los controles realizados por el Ejecutivo nacional en los últimos años.

“El sector comercio es donde evidenciamos que hay mayor número de productos importados y el sector servicios es el que menos trabaja con materia prima o productos traídos de otros países”, expresó.

Advirtió que un gran porcentaje de los encuestados actualmente invierte en innovación en sus empresas, única y exclusivamente para sobrevivir a la crisis de la COVID-19.

Claves para el futuro

El economista afirmó que la situación macroeconómica venezolana no se resolverá sin grandes inversiones en el corto, mediano y largo plazo.

“Para abrir el camino a la inversión es necesario crear cuatro condiciones fundamentales. La primera de ella es pasar de la inestabilidad macroeconómica a la economía de recuperación, eso es fundamental para atraer nuevas inversiones. La segunda es construir confianza en las leyes y las instituciones públicas. La tercera es desarrollar el capital humano que responda a los desafíos del crecimiento y, finalmente, eliminar la brecha en servicios públicos e infraestructura en comparación con la región”, comentó.

Obushi manifestó que el sector privado será fundamental para la recuperación económica del país, ya que el gobierno no podrá solo debido a que su principal fuente de ingresos, que es la industria petrolera, se encuentra sumamente deteriorada y sin grandes inversiones no podrá volver a niveles de producción óptimos que le generen ganancias importantes.

- Publicidad -

Más del autor

Juan Carlos Salas
Juan Carlos Salas
Editor Senior. Periodista de Política y Economía. Especializado en la fuente electoral. Locutor y amante de la tecnología. Más de 15 años de experiencia en medios de comunicación tanto impresos como digitales.

Artículos relacionados

Lo más reciente

Usuarios reportan fallas en servicios de Twitter, Instagram y Facebook

Usuarios de todo el mundo reportaron, a través del monitor digital Downdetector, que las principales aplicaciones de redes sociales como Facebook, Instagram y Twitter...

Un adolescente estuvo implicado en el asesinato de un hombre de 60 años en Santa Mónica

Un adolescente de 16 años de edad estuvo implicado en el asesinato de Tirso José Herrera Alcalá, de 60 años, quien fue hallado muerto...

Pdvsa asignó cargamento de crudo pesado a la italiana Eni

La petrolera venezolana PDVSA asignó un cargamento de crudo a una unidad de Eni para un embarque en febrero, el primero a la firma...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo