Sostienen expertos: Los bioinsumos permitirán transformar el sistema alimentario venezolano

- Publicidad -

En el marco de la recuperación postpandemia que se viene llevando a cabo en el mundo entero y también en Venezuela, expertos en materia agrícola y de seguridad alimentaria aseguran que los bioinsumos agropecuarios tendrán un rol crucial para poder lograr una producción más sustentable.

Ante ello, la especialista argentina Agustina Whelan indicó que los bioinsumos son “productos elaborados a partir de organismos benéficos tales como bacterias, hongos, virus, e insectos, o bien a extractos naturales obtenidos de plantas, y que pueden ser utilizados en la producción agrícola para controlar plagas, o promover el desarrollo de las plantas. Son productos que no dejan residuos tóxicos en el medio ambiente y cuya utilización no implica riesgos para la salud de los agricultores y de los consumidores”.

- Publicidad -

El Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), en conjunto con la Fundación Servicio para el Agricultor (Fusagri), realizaron recientemente el encuentro virtual “Los bioinsumos: estrategia sustentable para el sistema alimentario venezolano”, en donde abordaron los beneficios que tienen estos avances científico-técnicos y cómo pueden ayudar a construir un nuevo modelo de desarrollo agrícola para Venezuela.

Rodolfo Fernández, representante encargado del IICA en Venezuela, manifestó que la cooperación técnica que brinda esta organización a los países miembros en materia de seguridad alimentaria busca promover una agricultura que ayude a enfrentar los desafíos que derivan del cambio climático, el deterioro de los recursos naturales y eventos adversos como la pandemia de la COVID- 19, lo que conlleva a la necesidad de cambiar los enfoques de producción de alimentos.

En este contexto destaca la opción del enfoque de la bioeconomía con miras a enfrentar los desafíos para la transformación de los sistemas agroalimentarios que incorporen avances científico-técnicos e innovaciones en distintos campos de la ciencia, lo cual es una apuesta para el despegue de la agricultura nacional en la pos pandemia.

Hugo Chavarría, gerente del programa de Bioeconomía y Desarrollo Productivo del IICA, explicó que la bioeconomía se refiere al uso de la ciencia, la tecnología, el conocimiento y la innovación para agregar el máximo valor de manera sostenible en la producción de bienes y servicios en todos los sectores de la economía.

“La bioeconomía es un modelo de desarrollo que permite alcanzar los equilibrios alimentarios y ambientales, a la vez que se contribuye con los principales retos sociales no resueltos (desigualdad, pobreza, hambre, etc.). A través del aprovechamiento intensivo de los recursos y principios biológicos presentes en América Latina y el Caribe para una producción sostenible, la bioeconomía permite incrementar la eficiencia y agregación de valor de la agricultura a la vez que intensifica la densidad económica de los territorios rurales”, precisó.

Por su parte, Luis López Méndez, director técnico de Fusagri, explicó que el desarrollo de los bioinsumos dependerá del progreso de la investigación, la gestión de empresas innovadoras, la eficiente comercialización de los mismos, así como también la educación y transferencia de nuevas tecnologías a los productores.

En este sentido, Tomás Pedro Krotsch, especialista en Sanidad Agropecuaria e Inocuidad de los Alimentos del IICA en Argentina y quien también participó en el evento, precisó que, a pesar de los avances en las normativas internacionales, se requiere armonizar y estandarizar conceptos.

Expresó que los países fomentan la producción de bioinsumos como una estrategia para aprovechar el potencial de la biodiversidad, a fin de reducir la dependencia de los productores de los insumos importados y ampliar la oferta de materia prima para el sector con base en la generación de productos de origen biológico.

La producción nacional de bioinsumos, de acuerdo a lo expuesto por Irene Aquino, gerente ejecutiva de Asociación de Formuladores y Distribuidores de Agroinsumos (Afodisa), se articula en un engranaje conformado por la investigación desarrollada por más de 40 años por la academia y centros de investigación públicos y privados con la integración de investigadores en la comercialización y transferencia de los bioinsumos a los productores como una estrategia exitosa para la difusión en el uso de dichos productos.

Manifestó que el sector revela un desarrollo que integra desde productores artesanales hasta una incipiente industria, principalmente en bioplaguicidas y biofertilizantes, que se asienta en el centro occidente del país facilitando su distribución en las zonas productoras.

Agricultura venezolana para los nuevos tiempos

Luís López Méndez, en un artículo publicado en la página web de Fusagri, señala que están plenamente convencidos “de la urgente necesidad de recuperar y fortalecer el sistema alimentario nacional como parte del proceso de la reconstrucción de Venezuela y, del mismo modo, para el apalancamiento del desarrollo económico y social que permita la rápida reducción de la pobreza, especialmente en las áreas rurales. Pero también, igualmente convencidos, que ello debería lograrse cumpliendo con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030”.

Indica que en el país se debe cambiar la manera de hacer las cosas, porque la agricultura del pasado, a su juicio, tiene consecuencias ambientales importantes.

“La reconstrucción agrícola no puede convertirse en retorno a la agricultura del pasado, pues de insistir en esa línea de acción los resultados no serán distintos a los obtenidos en el periodo 2004-2010, es decir, incrementos en volúmenes de producción y baja productividad con consecuencias ambientales negativas y efímeras mejoras sociales en los territorios rurales”, advierte.

Precisa que a nivel global “la actividad agrícola es el segundo emisor más grande de gases de efecto invernadero (GEI), después del sector energético. Pero también los agricultores y las áreas rurales son las más perjudicados por las consecuencias del cambio climático: inundaciones, heladas, sequías y los efectos adversos sobre el rendimiento de los cultivos”.

Añade que “las estimaciones muestran que el cambio climático puede reducir la productividad agrícola global en un 17% para 2050”.

“Paradójicamente, la agricultura es una de las soluciones a gran escala más esperanzadoras para frenar e invertir el cambio climático. Los cultivos de cobertura, la rotación de cultivos y la siembra directa son algunas de las prácticas que pueden capturar el dióxido de carbono de la atmósfera y secuestrarlo en el suelo, aumentando su contenido de carbono del 0,5-1% actual, al 3-7% como en bosques y sabana”, agrega.

Aseveraque la “agricultura de precisión y el manejo integrado de plagas y nutrientes también constituyen estrategias de eco-intensificación, o intensificación sostenible, cuya finalidad es el mejoramiento del desempeño ambiental de las actividades agrícolas sin perjudicar los niveles de productividad”.

López Méndez indica que si bien es imprescindible promover políticas alimentarias sostenibles que contemplen toda la cadena, desde la producción, almacenamiento y transporte hasta el consumo, “también lo es estimular la aplicación de buenas prácticas para reducir la huella climática de las operaciones agrícolas, con el propósito de lograr una producción diversificada, acompañada con la generación de empleos calificados en las áreas rurales”.

Finalmente, expresa que la agricultura venezolana atraviesa un momento histórico crucial, “y deberíamos aprovechar esa magnífica oportunidad para salir del foso donde nos encontramos, lo cual requiere de un esfuerzo titánico, para luego tomar impulso y dar un salto hacia el futuro. La agricultura venezolana para los nuevos tiempos debe ser verde, digital e inclusiva.

- Publicidad -

Más del autor

Juan Carlos Salas
Juan Carlos Salas
Editor Senior. Periodista de Política y Economía. Especializado en la fuente electoral. Locutor y amante de la tecnología. Más de 15 años de experiencia en medios de comunicación tanto impresos como digitales.

Artículos relacionados

Lo más reciente

Mercado BPO de atención médica 2022-2028: próximos aumentos en el gasto de atención médica en mercados clave para impulsar el crecimiento

El informe "Healthcare BPO Market 2022-2028" se agregó a la oferta de ResearchAndMarkets.com . Se prevé que el mercado mundial de BPO para el cuidado de la salud crezca...

Colombia y Venezuela apuestan por intercambio bilateral en materia de turismo

Venezuela y Colombia apuestan por el intercambio bilateral en materia de turismo, para lo que se necesita una mayor reactivación de la conectividad aérea entre ambos...

En menos de una semana mataron a dos hombres e hirieron a otro que laboraban en el mercado de Coche

En menos de una semana les dispararon a tres hombres que laboraban en el mercado mayorista de Coche, ubicado en el municipio Libertador de...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo