¿Cómo proteger a los niños y adolescentes de los peligros de las redes sociales? Esto recomienda un experto

- Publicidad -

¿Son padres de un niño o niña de seis o siete años en adelante que ya tiene conocimiento de las redes sociales? ¿Consideran que sus hijos pasan muchas horas frente a una pantalla? ¿Han notado cambios en el comportamiento de sus hijos adolescentes, luego de tener una hiperactividad en el mundo 2.0?

Muchos padres se hacen este tipo de preguntas e incluso están en la constante búsqueda de ideas para disminuir el tiempo de conectividad de sus hijos y protegerlos de las amanezas o peligros. 

- Publicidad -

El educador y fundador de Cecodap, Fernando Pereira, explicó que la mejor forma de contrarrestar los efectos negativos que pueden ocasionar las redes sociales en los niños y adolescentes es manteniendo una comunicación abierta y clara entre ellos y los padres, que no se refleje como una relación de poder o arbitrariedad, sino como una especie de apoyo en el proceso. 

“El control que los padres pueden ejercer es uno de los elementos más complejos y difíciles en los momentos que vivimos. Debe comenzar desde los primeros años, desde el momento en el que les suministramos un dispositivo a nuestros hijos», indicó.

Agregó que cuando los padres les permiten a los hijos usar los dispositivos, «deben comenzar desde ese momento a establecerse acuerdos para el uso, los horarios para evitar lo que sucede en muchos casos: que cuando llega la adolescencia y se empiezan a plantear conflictos es mucho más complicado hacer acuerdos y se generan enfrentamientos”, dijo.

Aseveró que una vez que los más jóvenes ingresan a este mundo 2.0 deben tener pautas y reglas claras desde el principio: “Deberían comenzar desde el mismo momento en el que se están usando los dispositivos. Como padres, no ser quienes les abramos o ayudemos a abrir un perfil falso en redes sociales. De alguna manera le estamos diciendo que es legítimo no seguir las normativas que tienen las redes sociales, porque les estaremos dando luz verde para tomar riesgos que puede ser que no estén preparados para ellos”. 

Pereira añadió que estas reglas deben ser expresadas y delimitadas desde el primer momento en el que se autoriza el uso de dispositivos o redes sociales, para que luego no haya desviaciones en la comunicación.

El especialista insistió en que es primordial hacer que los jóvenes sientan confianza en sus padres: “Hay que reforzar en ellos que lo que publiquen los contactos que tengan también es una información que papá o mamá deberían manejar, no debería haber secretos porque no estamos haciendo cosas ocultas».

De esta forma, animarlos a que siempre sean claros con lo que publican o reciben a través de las redes sociales. “Que ellos siempre sepan que ante cualquier elemento, cualquier información, imagen, oferta, sugerencia, propuesta que puedan recibir por las redes que los hagan sentir mal, incómodos, amenazados, papá o mamá siempre vamos a estar ahí para atenderlos, asesorarlos y acompañarlos siempre. Sin que ellos tengan el temor de que les vamos a prohibir usar las redes por cualquier inconveniente que surja, sino que los vamos a acompañar para el mejor uso y minimizar cualquier tipo de riesgo”. 

Atención y búsqueda de ayuda 

Pereira aseveró que la conexión a Internet, aunque pueda ser peligrosa, también brinda algunas oportunidades a los jóvenes que ya son difíciles de eliminar de sus vidas diarias: “Para esta generación de los llamados nativos digitales que han nacido y crecido en un mundo digital, es inconcebible vivir sin las ventajas que le brinda la tecnología para informarse sobre aquello que les interesa, para comunicarse con sus padres, con sus pares y cercanos, para recrearse”. 

Apuntó que muchas veces esta es la forma en la que los jóvenes se informan o logran avanzar en sus estudios. “Buena parte de lo que escuchan y ven, de lo que consumen tienen que ver con redes sociales, youtubers y tutoriales, con información que está en distintas redes sociales como TikTok, Instagram, YouTube, incluso para los estudios. Dsde la pandemia ha cobrado mucha relevancia la importancia que tienen las tecnologías para poder apoyar y sustituir la presencialidad, así que saber manejar estas herramientas ha permitido mantener la educación y la escolaridad”. 

No obstante, esta situación también puede presentar peligros para los jóvenes y sus familias. “Son muchos los peligros que pueden tener las redes sociales, porque la tecnología son herramientas y dependiendo del uso que le den también pueden ser puertas de entrada para distintas formas de violencia».

Estos peligros, apuntó, pueden ser ciberacoso, grooming, ciberbullying, y «personas inescrupulosas, adultos o jóvenes mayores que se valen del contacto en redes sociales para hacerse ver con otra edad o un género distinto para sacar provecho de los niños o adolescentes que de manera incauta comparte información, como fotos o videos, bajo engaño que después son utilizados para manipularlos o extorsionarlos”. 

Dijo que la sextorsión, el sexting son flagelos de los que son víctimas; sobre todo, los niños y adolescentes, «que son incautos a las propuestas que les pueden hacer depredadores pedófilos, personas que están pescando en Internet de quién pueden sacar provecho financiero o sexual».

Las redes sociales, aseveró, también «pueden constituir una vía para que se promueva la trata, el tráfico y una serie de fenómenos cada vez más presentes en el mundo actual, donde se presentan ofertas engañosas en las que se ofrecen oportunidades de empleo, modelaje, entre otros, que no son ciertas y que hacen que los niños y adolescente puedan ser víctima de cualquier forma de explotación sexual o laboral”.

Cómo sacarlos del peligro 

Pereira insistió en la necesidad de estar pendiente de los cambios que puedan mostrar los jóvenes una vez que hacen uso de Internet o de las redes sociales: “Estamos ante un caso de adicción, que es un elemento muy discutido cuando son prácticas que no son generadas por el consumo de una sustancia o químico, sino por la práctica de una actividad o la conexión a un dispositivo, redes o grupos. El elemento esencial del que tenemos que partir es cuando altere la salud y la vida social del niño o del adolescente”. 

A juicio del especialista, los cambios en muchas ocasiones son fáciles de percibir, incluso a través de su apariencia física. “Cuando por estar conectado rompe con todos sus hábitos sociales. No quiere asearse, no quiere alimentarse, rompe su higiene del sueño, está en vigilia y puede estar durmiendo todo el día».

Otra alerta es que rompe el contacto con los grupos de compañeros o compañeras donde asiduamente participaba o asistía. «Ya no practica actividades deportivas, físicas, culturales, artísticas que les gustaban o a las que le dedicaba tiempo por estar conectado. En su aspecto físico, lo podemos ver descuidado, faltando a sus responsabilidades familiares o escolares. Entonces, es sin duda la hora de buscar apoyo”.

Este tipo de indicativos deben estimular a los padres a buscar mejorar la comunicación con sus hijos para que estos expresen lo que les está pasando, pero si ya se trata de una situación extrema, lo mejor es buscar ayuda especializada, de acuerdo con Pereira.

“Podemos observar que en esas condiciones, cuando se les quita la posibilidad de conectarse, les dan síndromes como la abstinencia. Se ponen de mal humor, agresivos, irritables, violentos. La sola idea de no poder conectarse y hacer lo que siempre hacen, los hacen sentirse mal y pierden el control. Hay que buscar apoyo y ver de qué manera se pueden ir generando condiciones para que puedan ir retomando otro tipo de actividades y descubran que la vida tiene sentido, no solamente por estar frente a una pantalla”.  

- Publicidad -

Más del autor

Keissy Bracho
Keissy Bracho
Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Audiovisual Especializada en Comunicación Política, Opinión Pública, Marketing Político, Gestión de Políticas Públicas. Aprendiendo de Género

Artículos relacionados

Lo más reciente

Foro Cívico rechaza proyecto de Ley que regula ONG en Venezuela

A través de un comunicado público, el Foro Cívico rechazó el proyecto de Ley que regula ONG en Venezuela porque vulnera los DDHH de...

Sambil La Candelaria se prepara para su inauguración oficial: «Ya hemos generado más de 1.000 empleos»

El centro comercial Sambil La Candelaria, ubicado en el oeste de Caracas, inició el año 2023 con preparativos para lo que será su inauguración...

Dinorah Figuera se solidariza con los perseguidos y agredidos en los últimos días por el régimen

Durante la sesión ordinaria de la Comisión Delegada de la Asamblea Nacional Legítima (ANL), la presidenta del parlamento Dinorah Figuera llamó a tener mucha...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo