Con la sobretasa al impuesto a las transacciones financieras Delcy Rodríguez busca frenar la dolarización

Por segunda vez, la vicepresidenta Delcy Rodríguez manifiesta que está en contra de la dolarización. Ya lo
hizo a finales de julio cuando en su intervención al cierre de la Asamblea Anual de Fedecámaras -invitada por Ricardo Cusanno- manifestó su rechazo a la utilización de moneda extranjera en el país, pero en ese momento representantes del sector privado no le dieron importancia y más bien lo asumieron como un comportamiento que exhibe la funcionaria cuando le toca hablar en ese tipo de foros, afirma el semanario Exclusivas Económicas.


La situación es distinta en la plenaria de la Asamblea Nacional que preside su hermano Jorge Rodríguez, agrega la publicación. De allí que haya preocupado a los gremios del sector privado y en particular el bancario, al abiertamente anunciar en esa instancia medidas para frenar el uso de divisas y rechazar la dolarización financiera, que implicaría la intermediación y compensación de pagos en moneda extranjera por parte de los bancos venezolanos.


“2022 será el año de la recuperación definitiva del bolívar como moneda nacional”, prometió la vicepresidenta. “Los mismos que promovieron y articulan el bloqueo genocida, los mismos que pretenden la desestabilización política de Venezuela con posiciones extremas y fascistas han defendido y promovido que Venezuela se dolarice en su sistema financiero. Sería el peor error histórico que cometiera nuestra República”, agregó en su intervención en el Parlamento.


La embestida, de acuerdo con el semanario, apunta a intensificar el uso de la Ley del Impuesto a Grandes Transacciones Financieras mediante una reforma parcial para elevar la alícuota del tributo a aquellas operaciones que debidamente se compruebe que fueron realizadas en divisas.


Los gremios empresariales, comenzando por Fedecámaras, eluden pronunciarse ante lo señalado por la vicepresidenta y prefieren esperar a que se conozcan los detalles de la propuesta de reforma tributaria, agrega Exclusivas Económicas.


“Podríamos decir que la vicepresidenta y ministra de Finanzas propone el ‘Delcy tax’ o ‘tasa Delcy’, que sería una derivación distorsionada de lo que se conoce mundialmente como Tobin tax o tasa Tobin, que en este caso implicaría una sobretasa al gravamen a las transacciones financieras”, dijo Leonardo Palacios, abogado y presidente de la Cámara de Comercio de Caracas. “Este instrumento lejos de ayudar a la recuperación económica puede llevar a más informalidad y mayores costos de transacción de las empresas”, acotó.

¿Temor a perder el control?

El economista ecuatoriano Patricio Rivera, exministro y hombre cercano a Rafael Correa, tiene ya tiempo asesorando a la también ministra de Finanzas Delcy Rodríguez, con quien mantiene una relación cordial, pero no ha logrado que ese despacho dé un paso hacia adelante en lo que a créditos en divisas se refiere, sostiene Exclusivas Económicas.


El semanario asevera que Rivera maneja un pequeño equipo en Caracas desde hace varios meses con colegas que le han seguido desde Quito y que su relación con el ministro de Petróleo, Tareck El Aissami, fluye de manera más sencilla que con Rodríguez, aunque en nada esto significa que haya roces con la vicepresidenta. Es más bien una cuestión de ritmos en la toma de decisiones.


Un detalle adicional es que para Venezuela, sancionada por Estados Unidos desde hace varios años, le es complicado instaurar una estructura crediticia en divisas por la complicación de encontrar bancos corresponsales. Pero no es esta la principal traba, advierte la publicación.


Dentro de la estructura de control que ejerce Rodríguez, pensar en la posibilidad de eliminar el encaje legal que el sistema financiero debe pagar al Banco Central de Venezuela no está dentro de sus prioridades y el presidente del ente emisor, Calixto Ortega, ha sido débil al defender la autonomía del BCV aún sabiendo que la reinstitucionalización del apalancamiento crediticio impulsaría la economía de manera contundente, añade Exclusivas Económicas.


Por ahora, la decisión de abrir los préstamos al mercado se ve lejana, pero no imposible en la medida en que, según una fuente consultada, la administración de Nicolás Maduro se decida a impulsar desde el Ejecutivo el crecimiento económico; algo que en este momento sucede gracias a la tenacidad del sector privado, concluye el semanario.

Más del autor

Artículos relacionados

Lo más reciente

Colombianos eligirán nuevo presidente el domingo: ¿cómo quedaría la relación con Venezuela?

El próximo domingo 29 de mayo unos 38,8 millones de colombianos acudirán a las unas de votación para elegir a un nuevo presidente, en...

El grupo español DVicio cantará por primera vez en Caracas

El 9 de junio será la primera vez que el grupo español DVicio se encontrará con sus seguidores venezolanos. El concierto está previsto para...

Un país de oportunidades para todos

En un país realmente democrático la soberanía del Estado reside en el pueblo, quien, a través del sufragio, escoge periódicamente a sus representantes. Estos...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo