Rebajan perspectivas de crecimiento de Venezuela para 2023: la “buena noticia” es que se detuvo la caída significativa

- Publicidad -

El pasado lunes Nicolás Maduro en su programa de televisión, transmitido por el canal del estado, criticó que algunos organismos económicos multilaterales, como el Fondo Monetario Internacional, rebajaran las perspectivas de crecimiento que tenían a principio de año sobre Venezuela de 6,5% a 5%.

En su discurso, el gobernante señaló que no estaba de acuerdo con esto y que el producto interno bruto (PIB), según los cálculos realizados por la Vicepresidencia Económica, crecería mucho  más de cinco puntos porcentuales, tal como sucedió durante el año 2022.

- Publicidad -

Ante estas declaraciones, el socio director de Ecoanalitica, Asdrúbal Oliveros, explicó que la firma a principios de 2023 tenía una estimación de que la economía venezolana crecería 5%. Sin embargo, y debido a la actual coyuntura, ese porcentaje descendió a 2% luego de una revisión exhaustiva de sus cifras.

«Las cifras del FMI están ligeramente por encima, nosotros hemos rebajado nuestras previsiones de crecimiento para la economía este año. En principio teníamos un escenario en torno 5%, ahora estamos en un escenario bastante más conservador en torno a 2%. Y la razón es muy simple, es que viendo los datos a los que hemos tenido acceso de enero a abril la contracción ha sido muy importante y eso hace difícil que puedas alcanzar esos niveles de crecimiento que está mencionando Nicolás Maduro”, comentó.

Aclaró que las tasas de crecimiento en Venezuela son engañosas, porque la economía entre 2014 y 2020 se contrajo casi 80%.

“Cuando dicen que se creció 10 o 5 puntos, es sobre la base de 20 y no sobre la base de 100. Esto es una recuperación muy pequeña porque el 10% de 20 es 2, el 5% de 20 es 1. Al final, lo que se está diciendo es que la economía pasa de 20 a 22 puntos, es decir, que todavía faltan 78 escalones que no se han remontado. Hay que tener mucho cuidado con estas cifras porque estos números, en este contexto, son muy poco significativos por la profundidad de la caída”, dijo.

Oliveros aseveró que la economía venezolano se encuentra “en el sótano pero estable”; y si hay una buena noticia que resaltar es que actualmente no estamos cayendo.

“La buena noticia si queremos ver el vaso medio lleno es que no estamos cayendo, que de alguna forma hemos parado esa caída significativa, pero la capacidad de crecer, de recuperar lo perdido no la estamos teniendo lamentablemente”, indicó.

En cuanto a las perspectivas petroleras, Oliveros indicó que en este año la licencia otorgada a Chevron rendirá algunos frutos y la reciente firma del acuerdo de explotación de gas con Eni y Repsol también es un factor positivo que ayudará a estabilizar el mercado cambiario nacional.

“Tanto Chevron y ahora Eni y Repsol van a traer dólares y euros a la economía. Los van a vender en el mercado cambiario, lo que significa que es una oferta adicional que se une a la del Banco Central, que se une a la de los exportadores venezolanos y esto es un elemento que suma y que, efectivamente, puede garantizar una mayor oferta de divisas  que ayudará a que el tipo de cambio se deprecie menos”, explicó.

Insistió en que el principal motor de la economía venezolana sigue siendo el sector petrolero y, por tal motivo, es necesario que se lleguen a acuerdos políticos que permitan “reinstitucionalizar  al país” para que se pueda hablar de una dinámica económica distinta que permita la eliminación de las sanciones y nuevas inversiones en el sector petrolero.

IIES: El crecimiento solo será de 3,6%  

“La actividad económica crecerá 3,6% y no 4,4%, como el IIES estimó en su informe de octubre. Resulta preocupante que, luego de siete años de contracción profunda y continuada de la actividad económica nacional, el país vaya a experimentar una recuperación tan débil que pueda incluso retroceder en la endeble expansión lograda. Sin embargo, lo inesperado de la pérdida de impulso en la expansión económica registrada durante el último de trimestre de 2022, alimenta los peores temores al respecto», indica el Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales (IIES) de la Universidad Católica Andrés Bello.

El producto interno bruto de Venezuela crecerá 3,6% en 2023, mientras que la inflación superará 400%, según pronósticos del IIES.

Sostiene que dadas estas tasas de crecimiento, el nivel del PIB real a finales de 2023 terminaría representando sólo 30% de lo que alcanzó en 2013, año en el que se estima finalizó el último boom petrolero.

“La evolución en términos per cápita es aún peor, ya que para finales de este año este se habría contraído 80%, respecto al nivel que alcanzó hace una década…La reducción de las tasas esperadas de crecimiento económico está fundamentalmente explicada por el pobre desempeño del sector petrolero, a pesar de que algunas sanciones fueron levantadas por parte del gobierno de EEUU, relacionadas con las actividades en Venezuela de la empresa Chevron Corporation”, apunta el reporte en uno de sus apartados.

Agrega que “dada la evolución de la producción y exportaciones de crudo… el PIB del sector petrolero se calcula podría expandirse 9,2% este año, una tasa bastante reducida si se tiene en cuenta el muy bajo nivel que registró este sector en 2022”.

El IIES advierte que “si a este escenario se le suman los bajos precios a los que se realizan las transacciones internacionales y la crisis institucional en el sector, el impacto negativo sobre las finanzas públicas incide adicionalmente bajando sustancialmente el multiplicador sobre el resto de la actividad económica nacional».

En cuanto a la inflación, el informe reveló que superará 400%, muy por encima de 276% de 2022, y con lo cual «Venezuela seguirá siendo, con creces, el país con la inflación más alta en América Latina y, probablemente, entre los cinco países más inflacionarios del mundo».

Añade que la producción petrolera cerrará en 753 mil barriles diarios al final del año, 8,2% menos de lo proyectado por el IIES en su anterior reporte, aunque 9% por encima de la producción de 2022.

Finalmente, sostienen que el tipo de cambio, tendrá una “muy alta probabilidad que se continuará apreciando en lo que resta de 2023″.

El crecimiento puede llegar a 6%

Por su parte, Ramiro Molina economista, profesor universitario y director del grupo Fivenca, compartió sus perspectivas de crecimiento económico, y señaló que la misma será de 6% para este 2023.

“El FMI trabaja básicamente con información que suministran los bancos centrales, en el caso de Venezuela, ya que no tienen acceso a la información oficial y tampoco nosotros los venezolanos tenemos acceso a ella, trabajan con modelaciones, las cuales tienen su metodología, tienen sus premisas, de manera que solo se produce una aproximación, que en el caso de Venezuela en los últimos años no han sido muy acertadas”, indicó.

Dijo que los datos que “manejamos nosotros es que hubo una desaceleración de la economía en el primer trimestre de 2023 y para abril ya se toma un poco de tracción, porque el gobierno cerró todas las goteras que tenía, el flujo de dólares se ha normalizado y hemos visto cierta estabilidad cambiaria, el crédito bancario muy lentamente está creciendo en dólares y en bolívares y, al mismo tiempo, vemos una expectativa de ingresos petroleros mejorada, lo que nos hace concluir que la recuperación económica para este 2023 sea de 6%”, detalló.

Indicó que este porcentaje no es “nada espectacular”, si se compara con el porcentaje de reducción de la economía que se ha tenido en los últimos años.

“Con estas cifras se está retomando la senda de recuperación. Obviamente que el enfoque de ver el vaso medio lleno o medio vacío dependerá de cada quien. Pero lo petrolero y lo cambiario, que siempre le dan un buen sustento al desempeño de la economía en general, luce para los próximos seis meses, mejor que los seis meses anteriores”, indicó.

Molina comentó que si las políticas de intervenciones cambiarias se mantienen el país por parte del Banco Central de Venezuela, el tipo de cambio solo tendrá un cierto “deslizamiento”.

“Algo muy puntual como ha venido sucediendo en los últimos días, y el escenario que transitaremos será similar al del 2021-2022, donde tuvimos una mayor estabilidad”, apuntó.

Indicó que la desaceleración de la inflación se mantendrá en los próximos meses, tal como lo ha registrado el Observatorio Venezolano de Finanzas en su última medición de abril.

El economista concluyó que todo este escenario  dependerá de la coyuntura política y cualquier decisión que se pueda tomar en este sentido pudiera afectar o mejorar cualquier tipo de perspectiva económica que se haya calculado para Venezuela.

- Publicidad -

Más del autor

Juan Carlos Salas
Juan Carlos Salas
Editor Senior. Periodista de Política y Economía. Especializado en la fuente electoral. Locutor y amante de la tecnología. Más de 15 años de experiencia en medios de comunicación tanto impresos como digitales.

Artículos relacionados

Lo más reciente

Cristiano Ronaldo se convierte en el primer futbolista en jugar en 6 Eurocopas y Portugal comienza con victoria

Cristiano Ronaldo se convirtió en el primer jugador en participar en seis torneos de la Eurocopa cuando capitaneó a Portugal en una victoria por...

Reuters: G&A Strategic Investments presentó demanda en Texas buscando recuperar 1.500 millones de dólares de pagarés en mora por parte de PDVSA

El acreedor vinculado a Venezuela, G&A Strategic Investments, presentó una demanda en un tribunal estatal de Texas buscando recuperar 1.500 millones de dólares de...

Expo Empresarial Marcas Venezolanas se realizará en la ciudad de Caracas

En un país que muestra signos importantes de recuperación económica y donde el empresariado privado juega un papel fundamental, llega Expo Empresarial Marcas Venezolanas...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo