En detalles | El caso de Rebeca García y su hermano Francisco, señalados de acosar a mujeres y niños por al menos siete años

- Publicidad -

Este martes 14 de mayo, la Policía Nacional de España dio a conocer sobre la captura de los hermanos Rebeca García y Francisco García, acusados de delitos de «promoción o incitación al odio, exhibición de pornografía de niños, niñas y adolescentes» y acosar a mujeres y niños, de acuerdo con las denuncias que se dieron a conocer.

“Detenidos en Madrid una pareja de hermanos a los que les constaba una Orden Internacional de Detención dictada por Venezuela”, detalló la policía de España.

- Publicidad -

El pasado lunes se divulgó que los hermanos habrían sido reconocidos por un residente en un establecimiento comercial en Madrid, España. Según la información que se manejó, presuntamente fueron retenidos por seis horas en una comisaría de la zona.

Medios españoles señalaron que la policía los dejó en libertad, después de las «seis horas que estipula la ley» en estos casos. Desde España se señaló que, aparentemente, no se había presentado una «orden de detención». Sin embargo, de acuerdo con el Ministerio Público venezolano, «a través de la Fiscalía 59 y 66 Nacional, fue solicitada orden de aprehensión y alerta roja de Interpol en contra de Rebeca García y su hermano Francisco García».

Además, aseguró que «fue debidamente recibida en fecha 10/05/24, por los delitos de promoción o incitación al odio, exhibición de pornografía de niños, niñas y adolescentes y agavillamiento, dichos sujetos se dedicaron por más de siete años a acosar y hostigar a mujeres y niños, causando terror y zozobra en las víctimas».

¿Cómo comenzó todo?

El 6 de mayo una joven identificada como Coco Aguirre denunció, a través de las redes sociales, ser víctima de acoso por más de siete años y dio a conocer mensajes y videos relacionados con el hecho.

«Vuelvo nuevamente, ahora sin el candado en esta red social (que tengo años puesto por miedo y protección a mí misma). Para denunciar a Rebeca García. Quien me ha acosado por más de 7 años, llegando hasta la puerta de mi casa, invadiendo mi espacio seguro», escribió.

También relató que el acoso comenzó también afectando a una amiga, que tuvo que «irse del país por la situación». «Empezó averiguando donde vivíamos, nuestros números de teléfono, nuestros correos», agregó.

Contó que en «mi caso venía esporádicamente a gritar frente a mi edificio, me mandaba mensajes de texto y correos (nada parecía ser muy peligroso). En el 2020, año de la pandemia, el acosó de Rebeca incrementó. Vino casi diariamente a mi edificio, llenó de graffitis toda mi calle con mi nombre, mi apellido, mi usuario».

Además, reveló videos donde se mostraba los acosos que vivió por parte de Rebeca García. «Entró a mi edificio y esperó a que yo ingresara con mi carro, salió corriendo hacia mi puerta y la intentó forzar, luego se montó en el capó de mi carro, saltó en el techo y gritó».

Estás confesiones se viralizaron y la Fiscalía emitió un comunicado, donde informó que investigaban el caso.

Ante esta denuncia comenzaron a salir a la luz varios casos como los de Anny Trindade, otra de las jóvenes que dio a conocer los acosos que sufrió tanto de Rebeca García como de su hermano Francisco.

«Estoy harta del acoso sexual de Rebeca Garcia y estoy harta que la ley la proteja solo por ser mujer. Rebeca es una mujer que ha dedicado su vida en acosar mujeres inocentes», señaló.

Narró que «desde el 2020 aproximadamente, está mujer me ha llamado de diferentes números de teléfono, escrito por Instagram, insiste en mandarme regalos a mi trabajo e incluso me dejó un graffiti en Bello Monte».

Incluso, se dio a conocer que Francisco García había sido acusado de fotografiar a niños y de cometer también acosos. Asimismo, en las últimas semanas, se han publicado relatos de jóvenes que aseguran haber sido acosadas sexualmente y amenazadas por Rebeca García.

De acuerdo con lo que se ha dado a conocer, al parecer Rebeca García escribió un libro titulado «Para Coco Aguirre», donde escribía relatos perturbadores sobre las mujeres que decía que acosaba.

Además de revelar el día que ella habría robado, junto a su hermano, un refresco en un establecimiento en El Hatillo, llevándose la reja por el medio, chocando el carro y casi atropellando al vigilante.

La madre de los hermanos difundió un escrito por las redes sociales donde manifestó que ha intentado «sin éxito» que su hija se someta a terapia para tratar el presunto «trastorno psicológico que la lleva a actuar así». A la vez, ha rechazado las acusaciones contra su hijo, que considera «es una campaña de difamación».

- Publicidad -

Más del autor

Artículos relacionados

Lo más reciente

Ecoanalítica: Compras de Cashea son 7 veces mayores a las hechas por usuarios de tarjetas de crédito de la banca nacional

La firma de consultoría Ecoanalítica realizó un estudio en el cual, como primer dato, aparece que el año pasado la actividad comercial en promedio...

Las ONG bajo amenaza

La Asamblea Nacional del régimen ha reanudado la discusión de un proyecto de ley que, de ser aprobado, podría restringir, criminalizar y cerrar las...

Deploran que cierre de cripto granjas ocurra luego de años de denuncias sobre su alto impacto en la demanda eléctrica: la medida es “tardía”

El Ministerio de Energía Eléctrica anunció recientemente que profundiza el trabajo del cierre de granjas de minería de criptomonedas como consecuencia del alto impacto...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo