Encovi 2021: Venezuela es el país más pobre de la región y donde trabajar dejó de valer la pena

Hace más de un año la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida (Encovi) ubicó a Venezuela como el país más pobre de América Latina y una de las naciones paupérrimas del mundo. Ahora, luego de meses en pandemia, el estudio revela que la realidad empeoró, en especial en las áreas de educación, vivienda y servicios. Advierte que la pobreza se mantiene en “niveles máximos posibles de 94,5%”, mientras que la pobreza extrema sigue creciendo y abarca dos tercios de los hogares del país, con 76,6%, un alza de 8,9 puntos, desde 67,7% en que se ubicaba el año pasado.

El sociólogo Luis Pedro España, docente investigador del Instituto de Investigaciones Económicas y Socialesy coordinador del Proyecto sobre Estudios de la Pobreza de la Universidad Católica Andrés Bello y la Asociación Civil para la Promoción de Estudios Sociales, fue uno de los responsables en presentar los resultados de la encuesta, levantada entre febrero y marzo, con cobertura de 22 estados y alcance de 17.402 hogares.

Reiteró que desde 2016 hasta la actualidad el país está “en el techo de la pobreza total con un 94,5%”. Además, explicó que al comparar la pobreza extrema de Venezuela con la canasta internacional (1,9 dólares por día), el resultado es de 24,8%, que la ubica entre los ingresos medio bajo (12,2%) y bajo (46,8%), mientras el resto de la región está en 3,7%.

En consecuencia, los bajos ingresos, que desde 2017 hacen que disminuya la actividad económica en Venezuela, en 2021 llegaron a un estado crítico, según el experto, “con más de 50% de inactividad económica que, aunque en las Américas podría ser considerado normal, en Venezuela se debe a que las personas lo hacen porque dejó de valer la pena trabajar y es más costoso asistir a un empleo que la remuneración que se recibe”.

La Encovi fijó la inactividad venezolana en 51% y describe que se trata de personas “obligadas” a ello porque si bien desean trabajar, desistieron de buscar empleo; mientras que las madres no pueden hacerlo porque tienen que cuidar a sus hijos. “Hay 8 millones de personas que si tuvieran la oportunidad de trabajar lo harían, pero en el país no hay dónde laborar”, dice España.

Para el sociólogo, en este momento el problema en el país es de falta de producción y no de desigualdad, por lo que considera que se “requiere cambios que no están a la vista”. Es así como la desigualdad se ubica en 56,7% en 2021, lo que posiciona a Venezuela en el primer lugar de la región, cuando hace un año, según la Encovi basada en datos del Banco Mundial, se situó en el cuarto escalón.

El aumento de la inactividad en los meses de pandemia también se debe a que “el elemento que más impactó a los venezolanos en este lapso fue la crisis de movilidad, no solo por las restricciones de la pandemia, sino también por la falta de combustible”, dijo el experto, quien indicó que 20% de la población aseguró no haber podido surtir gasolina.

Emigrar por la necesidad de tener un trabajo

Más de 5 millones de venezolanos han migrado de acuerdocon la plataforma R4V de Acnur y la OIM. Al respecto, la encuesta ratifica que 90% de ellos están en edades comprendidas entre 15 y 49 años. “Los jóvenes se van por la necesidad de tener un trabajo”, afirmó Anitza Freitez, coordinadora del proyecto Encovi y quien también presentó los resultados.

La investigación expone, además, la relación directa que existe entre decidir emigrar y no contar con un ingreso fijo y suficiente en Venezuela. Revela que 86% de los venezolanos que emigran lo hace en busca de empleo.

Además, la encuesta pone en evidencia que 30% de las personas no tenían empleo en Venezuela antes de emigrar, al tiempo que la cifra de quienes al emigrar no encontraron trabajo en el país de destino se redujo a 14%.

No obstante, la séptima edición de la Encovi muestra que los casos de emigrar por reagrupación familiar están en aumento y se ubican en 6%. Sumado al hecho de que la mayoría de las personas que se van del país lo hacen solas (65%) y 13% en pareja.

De los emigrantes recientes, 54% envía dinero a sus familiares; mientras que 41% no comparte ningún tipo de ayuda. Las remesas en su mayoría son enviadas una o dos veces al mes y contribuyen de alguna medida a la reactivación del consumo en los hogares receptores. No obstante, la Encovi destaca que 11% de las ayudas dejaron de ser enviadas por efectos de la pandemia, mientras 22% redujo la cantidad o la frecuencia.

La mujer, un reflejo del país

Los resultados de la Encovi 2021 demuestran que durante la pandemia los ingresos de las mujeres disminuyeron; mientras que las tareas domésticas aumentaron, a diferencia de los hombres.

“Los ingresos de los hombres son 17,7% más que los de las mujeres y la razón se debe a que ante las desigualdades en las tareas del hogar las mujeres tienen menos horas para laborar. El promedio de las jornadas laborales por semana es de 38 horas para los hombres y 33 para las mujeres”, afirmó España, al tiempo que destacó que en “absolutamente todos” los niveles de la escala salarial los hombres están ganando más que las mujeres.

El investigador añadió que la disminución en las horas de trabajo de las mujeres “no es porque no quieran, sino por la disposición de las tareas de la casa a las que los príncipes del hogar también deben dedicarse”.

En consecuencia, solo 32,9 % de las mujeres están activas económicamente y entre 2020 y 2021 las féminas entre 25 y 35 años de edad disminuyeron su actividad económica 12 puntos. En el caso de los hombres fue de 3,5%.

A este escenario se le suma la responsabilidad de la educación de los hijos por el cierre de las aulas desde marzo de 2020 y que recayó en las mujeres, específicamente en las madres, quienes debieron asumir la tarea de brindar acompañamiento en el aprendizaje a distancia tuviesen las habilidades o no. El resultado de la encuesta revela que 78% de las mamás se encargaron de ello en sus hogares y solo 4% de los padres lo hicieron.

Sin embargo, uno de los resultados positivos de la Encovi es que el porcentaje de madres adolescentes disminuyó de 13% a 12%. Esto demuestra que “las muchachas que se mantienen en la escuela reducen los riesgos de un embarazo en edades tempranas”, destacó Freitez, aunque acotó que hubo un aumento en el número de hijos por adolescentes.

Una educación por WhatsApp

A pesar de que la administración de Nicolás Maduro se enfocó en el programa Cada Familia una Escuela con una educación concentrada en la televisión nacional, los resultados de la Encovi muestran que la principal modalidad de aprendizaje a distancia utilizado fueron los grupos de WhatsApp entre docentes y alumnos (59%). Solo 3% de los hogares indicó haber utilizado la televisión para la educación de los niños.

En cuanto a los recursos para cumplir con el aprendizaje, 24% contó con computadora, 8% con tabletas y 78% señaló tener un celular con conexión a Internet. No obstante, la principal necesidad reportada para cumplir con las tareas fue el acceso a Internet (70%), seguido por contar con algún dispositivo (62%).

La Encovi muestra que en el periodo 2020-2021 hubo 550 estudiantes menos inscritos. Frente a la demanda educativa de la población entre 3 y 24 años de edad, fueron menos de dos de cada tres los que se inscribieron, lo que equivale a una caída de cinco puntos con relación a la encuesta previa.

En consecuencia, “hay una profundización de las desigualdades. En los hogares con condiciones de pobreza aumentaron los riesgos de exclusión educativa”, advirtió la investigadora. Es decir, los integrantes de la familia trabajaron en vez de estudiar.

A pesar de que 90% se educó a distancia, 6% lo hizo de manera mixta. Y en relación a ello, “a los niños entre 3 y 5 años los hemos excluido de recibir el acceso inicial para el desarrollo de competencias básicas”, dijo la experta.

Aunque la Encovi refleja una caída en la cobertura educativa en todas las edades, la peor es la universitaria, lo que convierte a los jóvenes de entre 18 y 24 años en los más afectados.

La falta de dinero por encima de la salud

A pesar de que el trabajo de campo de esta encuesta se hizo entre enero y abril de 2021, los resultados de salud muestran que, aunque había COVID-19, los bajos ingresos de los venezolanos impedían acudir a los hospitales o clínicas para consultar a los especialistas sobre la patología o enfermedad que tuviesen.

En conclusión, 46% de las personas que presentaron problemas de salud no acudió a ver a un médico porque se automedicó o por la falta de recursos.

En comparación con la Encovi previa, la búsqueda de atención en servicios públicos disminuyó de 81% a 74%, por una menor oferta de este servicio y por temor a contagiarse.

“Ante los altos índices de mortalidad infantil que estamos registrando, investigamos la salud de la población infantil y vimos que tienn un aumento de enfermedades mayor que la de los adultos, que registra 11%, mientras en los niños es de 13%. Sin embargo, 81% de los menores ha sido atendido en servicios públicos”, indicó Freitez.

A diferencia de las encuestas pasadas, por la pandemia esta Encovi no pudo hacer las mediciones antropométricas a niños menores de cinco años para evaluar la desnutrición.

Poder adquisitivo mermado y menos consumo de alimentos

En cuanto al consumo de alimentos, España afirmó que comparado con la encuesta anterior hubo una reducción en todos los estratos. “Fundamentalmente se consumen cereales, papas y arroz, pero hubo una caída importante en los lácteos y quesos y la presencia de origen animal en estratos pobres disminuyó, aunque vimos un incremento en las legumbres, pero aún bajo para suplir las otras deficiencias nutricionales”.

A pesar de que los ingresos no laborales como remesas o transferencias del gobierno pasaron de 14% a 45%, desde 2014 a la actualidad el poder adquisitivo de venezolano es insuficiente. “Se necesitaría aumentar como mínimo 37,6 veces las transferencias del gobierno para sacar de la pobreza extrema a todos los hogares”, destacó el sociólogo.

Más del autor

Abigail Carrasquel
Periodista venezolana

Artículos relacionados

Lo más reciente

Provita incentiva la creación de viveros familiares para proteger al guayacán en Nueva Esparta

La ONG ambientalista Provita impartió un taller de formación a líderes comunitarios de las poblaciones de El Horcón y San Francisco en el municipio...

La cotización del dólar en el mercado paralelo inició la semana en Bs 4,75

La cotización del dólar en el mercado paralelo arrancó la semana al alza, al posicionarse la mañana de este lunes 6 de diciembre en...

Monagas Emprende impulsa legalización de emprendimientos en Maturín

32 nuevos emprendedores de Monagas recibieron sus respectivos registros de comercio, entre firmas personales y compañías anónimas, gestionadas de manera gratuita por el equipo...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo