El regreso al camino democrático

Es innegable que atravesamos por un momento crítico en nuestra historia consecuencia de la imposición de un modelo corrupto y destructor. Ante la crisis humanitaria compleja que nos ha transformado en el país más pobre del continente, los venezolanos hemos decidido trabajar incansablemente para regresar a nuestra amada nación al camino democrático y de progreso social para que todos podamos gozar de calidad de vida.

Sabemos de sobra que Venezuela necesita soluciones democráticas para salir de la crisis, soluciones enmarcadas en la Constitución Nacional y en la institucionalidad. Desde lo que podemos hacer como políticos, ponemos nuestro esfuerzo para impulsar la renovación de las instituciones del Estado, de modo que trabajen por y para los venezolanos. Tal labor no ha sido en vano, porque hoy contamos con el CNE más equilibrado que hemos tenido en más de una década. Contamos con dos rectores de larga y respetada trayectoria de compromiso con la democracia. Por primera vez desde hace casi 20 años, nos acompañará la comunidad internacional como observadores formales del proceso.

Si todos estos esfuerzos están dando resultados cabe preguntarse: ¿por qué hay sectores dentro de la oposición que intentan frenar el regreso del camino democrático? ¿por qué critican fuertemente el envío de la misión de observación de la Unión Europea e incluso llaman al abstencionismo? Pareciera que estas personas buscan protagonismo perdido o validarse. ¿Cómo seremos capaces de cambiar la situación si hacemos competencias internas entre nosotros para ver quien se posiciona sobre los demás?

Negar el carácter demócrata de los venezolanos, es no entender lo que aquí estamos viviendo. La gente está cansada, necesitada de ayuda, urgida por un cambio. El voto es la herramienta más legítima que tenemos para expresarnos, para castigar a quienes nos hundieron en esta crisis, es la que menos costo físico trae. El ejercicio de escuchar a los venezolanos debe ser práctica constante en todos los que elegimos el camino de la política. Que la Unión Europea y la ONU vengan, nos da más confianza en ese voto que emitimos, nos da la certeza de que alguien protegerá nuestra elección. No neguemos esta oportunidad.

Si bien es cierto que aún estamos lejos de encontrarnos en el escenario ideal, debemos reconocer que hemos sido capaces de cambiar las condiciones para el 21N y esto -sin lugar a dudas- creará un precedente para futuros comicios. Todo lo que hoy conseguimos sirve para prepararnos para lo que vendrá.

Este no es momento para personalismos ni disputas sin sentido, por el contrario, es momento para demostrar madurez política y poner en primer lugar a los venezolanos. El país nos necesita a todos trabajando por la restitución del sistema democrático y el Estado de Derecho, no hay espacio para nada más. Los que lanzan críticas y se resisten a esta oportunidad, aún están a tiempo de rectificar.

Más del autor

Artículos relacionados

Lo más reciente

Maduro anunció que podría reducirse el encaje legal: en el BCV y MinFinanzas no se ponen de acuerdo

La posible reducción del encaje legal ha sido materia de importantes discusiones en las que las discrepancias entre los directores del Banco Central de...

Mover rechaza «bufonada» del CNE y afirma que luchará para ajustar a derecho el revocatorio

El Movimiento Venezolano por el Revocatorio (Mover) salió la mañana de este sábado, una vez más en defensa del derecho a derecho revocar de...

Cultivan plantas para ofrecer infusiones con hierbas deshidratadas

Aromas de la Casita es una empresa de tradición familiar, fundada en Mérida, en 2017. Su nombre es un homenaje a Don Juan Sánchez y...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo