Humberto Rojas Mujica, candidato a rector de la UCV: Estoy dispuesto a ponerme el casco blanco y liderar el proceso de reconstrucción

- Publicidad -

Se acerca el 26 de mayo y, con él, la elección de las nuevas autoridades de la Universidad Central de Venezuela (UCV). En este proceso se escogerán al rector, vicerrector académico, vicerrector administrativo y secretario para el periodo 2023-2027. También se elegirán los decanos y candidatos al Consejo de Apelaciones que regirán entre 2023-2026.

Además, serán escogidos los representantes profesorales ante el Consejo Universitario, de mismo periodo 2023-2026 y los representantes profesorales ante los consejos de Facultad y consejos de escuelas para el periodo 2023-2025.

- Publicidad -

Humberto Rojas Mujica, profesor titular de la Universidad Central de Venezuela, es uno de los candidatos y está optando en las venideras elecciones por el cargo de rector de la UCV.

El profesor, quien cuenta con un vasto currículo, desde hace 33 años ha hecho vida profesional en la «casa que vence la sombra». Es investigador de la Facultad Ciencias a dedicación exclusiva y se desempeñó como coordinador del postgrado en Física en Facultad de Ciencias desde 2003 a 2005. Fue coordinador del Centro de Microscopía Electrónica “Mitsuo Ogura”, de la misma Facultad de Ciencias, desde 2008 hasta 2012.

También ha sido representante profesoral principal, electo para el Consejo de la Facultad de Ciencias, durante los períodos 2001-2002, 2002-2004, 2004-2006, 2006-2008, 2008-2010 y 2010-actual. Fue Miembro electo de la junta firectiva (tercer vocal) en la Asociación de Profesores de la Universidad Central de Venezuela, período 2009-2010; y coordinador Adjunto de la Facultad de Ciencias ante Asociación de Profesores de la Universidad Central de Venezuela para el período 2011-2022.

Una universidad que reconstruya

Rojas Mujica hizo una breve explicación de lo que plantea para la universidad y su comunidad de llegar a ser el próximo rector de la UCV. Entre sus planes está hacer de la universidad una plataforma para la reconstrucción del tejido social del país.

-¿Qué le ofrece su candidatura a la UCV y los estudiantes?

-Mi candidatura busca rescatar el rol que la UCV debe tener como institución orientadora del país. Se trata de contribuir a la solución de los grandes problemas nacionales, en especial, los que obstaculizan el crecimiento, desarrollo y bienestar. Pretendemos reivindicar entusiastamente el legado histórico de la UCV y de la universidad autónoma, su papel en la formación de profesionales de alta calidad para el desarrollo de nuestra nación; así como su rol en las luchas por la libertad de pensamiento y la democracia en Venezuela.

Esto implica potenciar su capacidad creadora y elevar el nivel académico de su comunidad. Para lograrlo es necesario restituir el tejido social de nuestra comunidad, creando espacios y estímulos institucionales que permitan conocernos más y que hagan crecer el compromiso. Necesitamos conocernos, comprometernos, reencontramos como universitarios, para juntos lograr activar una cultura universitaria renovadora que conduzca a un cambio sustancial -aunque necesariamente gradual- de nuestra universidad, orientada por un plan estratégico.

Nuestra gestión ofrece poner primero a la gente, asumir la responsabilidad social con una comunidad universitaria (profesores, estudiantes, empleados y obreros) en estado de emergencia socioeconómica extrema. Sin una mejora de sus condiciones de vida, no podrá irse avanzando sostenidamente en el cambio que requiere la universidad. Como autoridades rectorales, el equipo que encabezo, seremos legítimos voceros de las justas demandas de los sectores que integran a esta comunidad.

También proponemos avanzar, con el uso de las tecnologías de información, hacia mejoras en la forma de hacer gestión universitaria para ser más eficientes y transparentes en el manejo de los recursos financieros de la universidad. Adicionalmente, buscaremos privilegiar e innovar en la generación de alternativas de financiamiento que nos permitan ir avanzando de forma decidida hacia nuestra autonomía financiera.

Esto con el objetivo no solo de poder hacer viable las labores de investigación y docencia; sino que con los recursos generados contribuir a mejorar las condiciones de vida de nuestra comunidad. Otro aspecto fundamental de nuestra propuesta lo constituye la proyección de la UCV nacional e internacionalmente.

Para ello, generaremos los mecanismos institucionales que permitan actuar como una suerte de cancillería de la UCV, cuya función primordial será la vinculación con instituciones nacionales e internacionales para concretar alianzas que nos permitan acceder a proyectos y programas en un esquema de beneficio mutuo.

Otros planteamientos de nuestra propuesta incluyen recuperar y mantener el extraordinario símbolo creativo representado por nuestra ciudad universitaria, patrimonio cultural de la humanidad; relanzar las actividades de extensión hacia la población venezolana y en especial aquella cercana a nuestras distintas sedes en el país; estimular la vinculación con nuestra diáspora universitaria venezolana.

En fin, luchar para que se refuerce el orgullo de ser ucevista y la relevancia de la universidad para el presente y futuro de nuestro país.

-¿Por qué considera que debe ser el próximo rector de la UCV?

-Considero que mi trayectoria académica como profesor-investigador, sumada a mi experiencia en distintos aspectos de la vida universitaria como, por ejemplo, haber sido consejero de facultad por más de 22 años y representante de la Facultad de Ciencias ante la Asociación de Profesores por trece, me permiten conocer de primera mano los problemas que afectan nuestra universidad y proponer junto a un equipo de trabajo, que involucra profesores, trabajadores y obreros, activos y jubilados, estudiantes y egresados de nuestra casa de estudios, acciones viables para su resolución.

Igualmente, mi actividad como miembro directivo de la red de observación electoral de la Asociación Civil Asamblea de Educación, la Red Global de la Diáspora y el Núcleo de Emprendimiento, Negocio, Investigación e Innovación constituyen una experiencia valiosa para abordar aspectos esenciales para la universidad y el país, como son la formación ciudadana, el rescate de la democracia, la vinculación de nuestros profesores, egresados e incluso estudiantes que han suspendido sus estudios, que se encuentran en el exterior, con las actividades y proyectos que se realizan en nuestra universidad, y la creación de una mentalidad innovadora que busque agregar valor a todos los procesos de la vida universitaria para generar ingresos que nos permitan seguir funcionando.

La universidad se encuentra en una situación crítica; haciendo uso de mi formación como bombero universitario me permito hacer el símil con un incendio en un edificio. Para apagar ese incendio es necesaria la participación y concurso de toda nuestra comunidad universitaria y estoy dispuesto a ponerme el casco blanco y liderar el proceso que conduzca no solo a la extinción de ese incendio sino a la reconstrucción de las bases, paredes y todos los elementos estructurales que permitan hacer de nuestra universidad una que esté a la altura de los retos que impone el siglo XXI para nuestro país y el mundo.

Reencuentro y reconstrucción

El candidato a rector, considera que para la reconstrucción de la comunidad universitaria y, de la universidad misma, es importante y necesario el reencuentro de los factores que hacen vida dentro y fuera de ella.

-¿Qué considera que hace falta en este momento en la universidad para que pueda «vencer la sombra» de los problemas que aquejan al alumnado y personal docente y obrero de la UCV?

-Como ya mencioné anteriormente, creo que hace falta que nos reencontremos, que retomemos los mecanismos de discusión y evaluación de la situación de nuestra universidad y del país. Que juntos busquemos la vía hacia la excelencia académica y la mayor productividad y que asumamos una dirección estratégica como es propio en las grandes instituciones y organizaciones y asumir un rumbo colectivo.

Para ello, necesitamos mecanismos eficientes de comunicación interna y externa, ser empáticos con nuestros compañeros y valorar la diversidad de realidades que viven.

-¿Cuál es el valor de estas elecciones universitarias?

-Son un espacio para reiterar nuestra autonomía, nos damos nuestros reglamentos y, entre ellos, lógicamente, los que orientan la gobernanza de la institución. También es un espacio para fomentar el debate dentro de la universidad. Las elecciones de este tipo siempre obligan a pensar y repensar a la universidad, la proyectan hacia el futuro.

Después de más de catorce años sin elecciones dentro la UCV, estas elecciones significan una oportunidad invalorable para retomar la discusión sobre el papel que debe jugar la universidad venezolana en el desarrollo del país y qué modelo de universidad permite cumplir de manera óptima con ese rol.

Un modelo a seguir

Como siempre se ha dicho, los jóvenes son el futuro de un país. De ahí que el papel que desempeñan los estudiantes sea tan importante para la sociedad, en especial, para la venezolana. Muchos están a la expectativa de este proceso de elección interno, porque consideran será un ejemplo a seguir en los venideros comicios de primarias para la oposición y, posteriormente, en las presidenciales de 2024. Después de todo, la UCV tiene más de una década sin renovar autoridades.

-¿Considera que lo que suceda en las elecciones de la UCV debería ser replicado en el país?

-La universidad reproduce los mismos problemas que experimenta el país y, por lo tanto, las propuestas de soluciones que en su seno se formulen para atender la restitución de su tejido social, el desarrollo de sus capacidades y su impostergable reinstitucionalización servirán de modelo para la construcción del país que deseamos.

-¿Cómo considera que el cambio de autoridades universitarias pueda ayudar en el restablecimiento de la democracia en el país?

-El proceso electoral en la UCV es más que la elección de sus autoridades centrales. Estamos hablando de la renovación de más de 600 cargos de elección, desde los representantes profesorales ante los distintos consejos de escuela, facultad y el Consejo Universitario, decanos, hasta las autoridades centrales y miembros del Consejo de Apelaciones, es decir, la renovación de toda la estructura de gobierno y cogobierno universitario.

Esta elección puede constituirse en el inicio de la renovación de las autoridades en el resto de las universidades autónomas, lo que le otorga indirectamente un carácter nacional. Esto, sin duda, contribuiría a retomar la vía electoral como mecanismo para el restablecimiento de la democracia en el país.

El ejercicio del voto no solo constituye un elemento esencial de la democracia, sino que, además, es reconocido como un derecho humano. Es por ello que debemos aprender a defenderlo y exigir las condiciones para que su ejercicio sea las más favorables.

Desde la universidad debemos promover las elecciones en todos los ámbitos de la vida nacional: sindicatos, colegios profesionales, sociedades científicas, asociaciones de vecinos, etc. Estos pequeños ejercicios van fortaleciendo el musculo electoral. Esto como preámbulo de las elecciones nacionales que deben efectuarse en los años 2024 y 2025.

- Publicidad -

Más del autor

Keissy Bracho
Keissy Bracho
Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Audiovisual Especializada en Comunicación Política, Opinión Pública, Marketing Político, Gestión de Políticas Públicas. Aprendiendo de Género

Artículos relacionados

Lo más reciente

CNE dejó sin efecto la invitación que le hiciera a la Unión Europea para el envío de misión electoral el #28J

A través de un pronunciamiento público, el presidente del Consejo Nacional Electoral, rector Elvis Amoroso, informó que el Poder Electoral Venezolano revocó y dejó...

Edmundo González y su esposa se comprometieron con la tercera edad

La esposa del candidato presidencial Edmundo González Urrutia, Mercedes López de González, acompañó a una treintena de mujeres de la tercera edad, reunidas en...

Advierte la ONU: El cambio climático amenaza a 41 millones de personas en las zonas costeras de América Latina y el Caribe

El cambio climático amenaza a 41 millones de personas en las zonas costeras de América Latina y el Caribe, según un nuevo estudio del...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo