Venezuela y los BRICS

- Publicidad -

El grupo BRICS, conformado por Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica, ha captado la atención mundial debido a su creciente poder económico y desarrollo sostenido desde su fundación en 2009.

Estos países, que representan el 31,5% del PIB global y albergan a más del 40% de la población mundial, han superado al G7 en términos de PIB. El G7, compuesto por Estados Unidos, Reino Unido, Japón, Alemania, Francia, Canadá e Italia, hasta hace poco tiempo era el bloque económico más importante del planeta.

- Publicidad -

Se estima que el intercambio comercial entre los miembros del BRICS superó los 500.000 millones de dólares en 2023. Este impresionante volumen de comercio subraya la importancia del grupo en la economía global.

Países como Arabia Saudita, Emiratos Árabes, Argelia, Egipto, Irán y Baréin han manifestado su interés en unirse al BRICS, atraídos por el crecimiento de las economías asiáticas y el enorme mercado de consumo representado por los casi 3.000 millones de habitantes de China e India.

La posición de Venezuela

Venezuela no ha sido la excepción en mostrar interés en unirse al BRICS. En agosto del año pasado, el presidente Nicolás Maduro anunció públicamente la intención de que Venezuela se sume a esta alianza comercial. La vicepresidenta ejecutiva, Delcy Rodríguez, también ha viajado a India para afianzar lazos y plantear la firme intención de Venezuela de ser miembro del BRICS.

Venezuela posee las mayores reservas certificadas de petróleo del mundo, estimadas en 300.000 millones de barriles, y también cuenta con las cuartas reservas de oro, las séptimas de gas natural y las decimoprimeras de agua dulce a nivel mundial.

Además, el país tiene enormes riquezas minerales, incluyendo hierro, bauxita, níquel, coltán y uranio. Con más de 500.000 kilómetros cuadrados de tierra cultivable y una ubicación geográfica estratégica, Venezuela ofrece grandes ventajas logísticas.

La crisis económica y las sanciones impuestas por Estados Unidos y Europa han dificultado la situación de Venezuela. Unirse al BRICS podría abrir nuevas oportunidades de mercado e inversión con los países miembros, ofreciendo una salida al aislamiento comercial y financiero.

Según la CELAG, una posible entrada de Venezuela en los BRICS podría permitir el acceso a nuevos mercados y la posibilidad de obtener financiamiento para proyectos de desarrollo que hoy se ven obstaculizados por las restricciones internacionales.

Proyecciones futuras

Se proyecta que para 2040, la India y China serán las naciones con mayores demandas de energía y alimentos del mundo. El BRICS tiene como objetivo liderar iniciativas para erradicar el hambre y la pobreza mundial para 2030, y planea establecer un Banco de Desarrollo que financie proyectos en sus países miembros. Este banco buscaría independizarse de las políticas del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional.

Para Venezuela, ingresar al BRICS podría significar un impulso significativo en su lucha contra la crisis económica. Podría desarrollar un mercado para sus productos y aliviar el aislamiento impuesto por las sanciones occidentales. Además, la membresía en el BRICS podría ayudar a Venezuela a acceder a financiamiento para proyectos de desarrollo, promoviendo así un crecimiento económico sostenible.

La entrada de Venezuela al BRICS también podría abrir puertas para inversiones en sectores clave. Según Globovisión, el ejecutivo nacional de Venezuela ya ha anunciado proyectos en los que los países miembros del BRICS estarían interesados en invertir en Venezuela. Estos proyectos incluyen el desarrollo de infraestructura, energía, minería y agricultura, sectores en los que Venezuela tiene un gran potencial debido a sus vastos recursos naturales.

Las reservas certificadas de petróleo de Venezuela son las más grandes del mundo. Esto representa una oportunidad significativa para atraer inversiones en el sector energético. Además, Venezuela cuenta con las cuartas reservas de oro más grandes del mundo, y sus reservas de gas natural ocupan el séptimo lugar a nivel global. En términos de agua dulce, el país posee las decimoprimeras reservas más grandes del mundo, lo que subraya la abundancia de recursos naturales.

La posible membresía de Venezuela en el BRICS se presenta como una alternativa viable para el desarrollo económico del país. Desde una perspectiva económica, sin considerar las implicaciones políticas, esta alianza podría ofrecer a Venezuela la oportunidad de superar su crisis actual. La aceptación de Venezuela en el BRICS representaría un hito importante y una nueva era de colaboración económica y comercial para el país.

La membresía en el BRICS podría ofrecer a Venezuela una plataforma para el crecimiento y la integración económica en un contexto global cambiante, proporcionando acceso a nuevos mercados, inversiones y recursos financieros necesarios para su desarrollo sostenible.

- Publicidad -

Más del autor

Artículos relacionados

Lo más reciente

Consecomercio espera que la rebaja del IGTF en bolívares a tasa cero sea permanente

El Consejo Nacional del Comercio y los Servicios (Consecomercio) celebra la rebaja en la tasa a cancelar por el Impuesto a las Grandes Transacciones...

El CCCT ha sido el balcón de Caracas en los últimos 50 años

El Centro Ciudad Comercial Tamanaco –llamado comúnmente por sus siglas el CCCT- es una de las referencias de edificios y de la tendencia brutalista...

Valero Energy se consolidó en el primer cuatrimestre como la empresa que recibe la mitad del crudo venezolano que se exporta hacia EE.UU.

La data de la Oficina de Información de Energía de Estados Unidos (EIA, por sus siglas en inglés) correspondiente al cierre del primer cuatrimestre...

¿Quieres recibir las notas de mayor interés en tu email?

Comparte con nosotros tu email y te haremos llegar las noticias de mayor relevancia directo a tu correo